martes, 2 de diciembre de 2008

Escuchar es cosa chucha.

Ya sé, ya sé. Van a decir que cómo friego, que yo ya me había ido a dormir y habíamos quedado que nos veríamos hasta mañana, para otra crónica de FIL 2008. Pero, ¿qué quieren que haga, si mis amigos El Irvingracio y La Casicasi me han avisado que hablarán esta noche, en su programa radiofónico, de El Baile de la Coma, y a mí se me había pasado invitarlos a escuchar.
.
Escuchar es una labor magnífica. Quienes saben practicarla, pocos que yo conozco, entienden que es de genios, escogidos por mano divina, saber hacer de las palabras de otros vida propia y ayuda universal. Escuchar requiere no sólo cinco sentidos, sino un corazón abierto, franco y apapachón, que lo requiera todo, lo entienda todo, lo viva todo.
.
Recuerdo justo en este momento aquel personaje de Mel Gibson en la película Lo que ellas quieren, del 2000. ¿Si la vieron, o se las dejo de tarea? Resula que en dicha cinta, Gibson interpreta a un macho odioso y repugnante -como todo macho- que por una treta del destino, sufre un accidente que lo deja con una parálisis abominable: a partir del catorrazo, es capaz de escuchar lo que piensan las mujeres.
.
La dinámica metafórica es abrazable: la única forma en que los seres humanos aprendemos a escuchar -porque escuchar requiere, faltaba decirlo, guardar silencio, cosa que a los seres humanos se nos suele complicar-, es a través de darnos fregadazos contra todo lo que se nos aparece, hasta que un día nos levantamos y voilá!, tenemos unas ganas, y sabemos cómo hacerlo, de ayudar a los demás.
.
Más mortal se llama el proyecto radiofónico en internet que La Casicasi y El Irvingracio, cuates del corazón, emprenden hoy y cada martes y jueves por la noche, a partir de las 10. Yo no sé escuchar, pero estoy dispuesto a darme de catorrazos para aprender a hacerlo, y escucharlos a ellos. ¿Ustedes saben escuchar? Si no, ni importa. Queda invitados de todas formas a hacer el intentón. Les dejo el link y, ahora sí, los dejo dormitar hasta mañana. Faltaría entrarle al tema de la muerte de Carlos Abascal, pero el deceso del ex secretario de Gobernación, católico extremo y derechista fanático -sí, el mismo que sugirió prohibir la lectura de Aura, de Carlos Fuentes, en todas las escuelas preparatorias-, su muerte, decía, es harina de un costal que este Baile no anda en ánimos de escuchar.
.
Escuchen Más mortal en:
El blog del programa es:
.
¡Salud!

1 comentario:

mickemeda dijo...

Yo solía escuchar, hasta que de repente me sentí usado al darme cuenta que cuando quería hablar, o incluso era mi turno, nadie me devolvía "el favor"
u__u
La gente de repente es tan egoísta, y está bien que sea natural serlo, pero pues tampoco tanto, en fin, debemos aprender a estar de ambos lados.

Un amigo está presentando su libro en la FIL :) y yo no he podido darme una vuelta :S