domingo, 17 de agosto de 2008

Regalo de cumpleaños paulatino.

Un error ignominioso, de esos de "trágame tierra", y lo que es peor, debido a mi cada día más evidente pérdida de memoria, me hizo cometer una gravísima omisión esta semana -no ésta esta, sino la que acaba de acabar-, cosa que todavía no me perdono y que está a punto de provocarme la salida pronta de erupciones purulentas en la piel con escozor acompañadas.
.
Pero como a mí eso de andar lleno de pus y peste me preocupa bastante -sobre todo desde que he tomado conciencia de mi imagen personal (?)-, revertiré el embrujo remendando el error: esta semana, bueno, desde la pasada, mi querido y estimado -que es lo mismo, pero no es igual- El Apapachoquealivia, un amigo que arribó a estas tierras mías en recientes fechas, pero que por azares del destino tiene ya pasaporte añejo y cosecha desde hace mucho tiempo mi simpatía, ha estado cumpliendo años.
.
Sí, ha sido todo un proceso. Sucede que él es muy conciente y sabe que cumplir edad de zopetón es de muy mal gusto, sobre todo cuando haces sentir a los que contigo están más viejos -¿y que por qué se sienten viejos, si los que cumplen años son otros? Ya ven, uno que casi no es ideático-. Así que, en bien de la humanidad, El Apapacho... se ha decidido por la valiente opción de anunciar paulatinamente sus festejos de cumpleaños, y posponerlos poco a poco hasta que ya nadie sienta que lo que se cumplen son días de vida, sino gracias recibidas.
.
Una puntada que yo valoro, aplaudo y abrazo. Después de todo, el poder inquisitivo y aleccionador del gentil buen joven en cuestión vale por cualquier "pero" y destruye toda controversia nonata. Yo, en lo personal, cada día estoy más dispuesto a entregarle a consideración mis planes y decisiones, para que su casi perfecta mente planificadora -yo insisto en pensar que dentro de él habitan muchos informantes bien capacitados... sin ofender a los presentes- someta todo mi plan de vida a juicio y elucubración, y de dicho examen riguroso proceda un bien nacido pronóstico de opinión.
.
Por lo pronto queda el abrazo cariñoso y la cordura, dos deseos que no están de más hoy día para un joven tan emprendedor como lo es El Apapachoquealivia. Y como a mí lo que me gusta es regalar cosas que sirvan, le dejo a él, y de paso a los que quieran usarlo, un regalito que tampoco está de más cuando de entender las abigarradas y barrocas -que tampoco es lo mismo, pero también es igual- expresiones que este baile -o su bailador, más bien- suele incluir en cada entrada.
.
Se trata del link al diccionario web de la Real Academia de la Lengua Española, que aunque no dice todo lo que hay que decir, ni explica todo como se debe explicar, sí es de gran ayuda cuando de salir del paso se trata. Y si ya buscando encuentran que lo que yo digo es puro invento con afán de despistar, me avisan y les mando clausurar el changarro a toda esta bola de usureros -?- Sí, yo tampoco entendí... pero queda:
.
.
¡Salud!

2 comentarios:

Wendy Piede Bello dijo...

Necesito conocer a ese Apapachoquealivia y cómo lo conociste, aunque sospecho, más bien infiero que fue por Sica.
Favor de confirmar.

Victor H. Vizcaino dijo...

Valla, valla, mi estimado, ahora si que te luciste, se me hace que son demasiadas flores para este florerito, pero te diré que nadie en la vida había hecho una descripción semejante de mi, y tan acertada, me quedo con el ojo cuadrado de lo observador que sueles ser con tus amigos, y es un verdadero placer ser parte de ese club selecto, ya que los beneficios han sido mas de lo que me hubiera imaginado, te agradezco muchisisisisismo que me hayas hecho parte de este tu baile, y el regalo me encanto, ya hasta lo use, jajajaja, y mi estimado sabes que cuentas conmigo, en las buenas y en las malas, y te digo de corazón que eres como el amor de madre, es decir,no tienes comparación.

Wendy, pues cuando gustes nos juntamos para tener el placer de conocernos, pero te advierto que la descripción de aquí suena mas bonito que como yo la suelo dar a conocer, jajaja, y efectivamente Agus y yo nos conocemos por Sica, aunque Agus ya me conocía, pero yo no, aquí se demuestra que el mundo es muy pequeño, si quieres mas detalles, los tendrás cuando tengamos la oportunidad de conocernos.

Atte:
"Apapachoquealivia"